20 marzo 2009

PANORAMA DE VIERNES

Pise un cementerio por cuestiones de rutina, por primera vez un 20 de Marzo de 2009. Medio día soleado en Chacarita, estacionamos el auto y nos paramos frente al coche de cortinas violeta oscuro y letras doradas que escribían su nombre, "Lola".
Lu me apretaba fuerte el brazo derecho, mientras que el izquierdo colgaba a un lado de mi cuerpo, con un ramo de claveles de colores.

El resto queda en mi, y en ellos.

7 comentarios:

Casandra dijo...

que viernes!... Igual los cementerios son como ciudades donde viven otras gentes. A me encanta visitarlos e imaginarme que estarán haciendo o estarán pensando cuando me ven. Debe ser que no tengo a nadie viviendo ahi.
Siempre te leo. A veces estas triste. Hoy es un dia de esos. Ya va a pasar.

Luis dijo...

excelente escrito

pily dijo...

y en ese momento nos sentimos solos a pesar de estar acompañados

Marie Augustine. dijo...

Hace mucho no voy visitar a alguien qe extraño

Flakicienta dijo...

No me ha llegado la hora
de llevar claveles
y tener una sensacion de
"nunca más"


un abrazo fuerte!

nata dijo...

A Casandra: "Siempre te leo. A veces estas triste. Hoy es un dia de esos" -Es la completa verdad-

Yo siempre voy a los cementerios también, y tampoco tengo a nadie ahí. Pero a partir de hoy, cada vez que camine por esas galerías, voy a recordar que hay una persona a la que yo fui a despedir, una persona que si tiene cara, y nombre, y gustos, y flores de colores.

Casandra dijo...

Si uno no sintiera tristezas no podría valorar las alegrias. y cuando te leí una vez sentí un tercer sentimiento que une ambas y no se que es.Y me gustó.
Algun día nos encontraremos en esas extrañas ciudades.... llevando flores de colores