14 abril 2010

Tardes de lluvia

Soles con frío que no madrugan en invierno
nubes que no dejan ver la luz
ojos que se cierran, bocas que se abren
y la lluvia que pretende despertarte de ese sueño.
Hoy no es tu día, nena, y mañana tampoco.

Va a ser más fácil que te vayas olvidando de todo,
menos del sonido de la risa.

2 comentarios:

Sol dijo...

Habrá mejores soles niña! Lo lindo de la melancolía y de la tristeza es que de ella surgen maravillosos versos!! Aprovechalos y utilizalos para sonreirte a ti misma!

Besotes llenos de calorcito de un otoño impaciente!!!

Naná dijo...

fijate que es un viejo capricho, si haces click en el nombre de las 2 enradas te abre un link....